¡EL DINERO NO ME ALCANZA!

bookkeeping-615384_1280

¿Te has preguntado porqué el dinero no te alcanza?  ¿A fin de año cuando recibes la W2 para las planillas, te preguntas a donde se fue todo el dinero que ganaste?  ¿Se te hace imposible ahorrar?  ¡Pues no estás solo!  Todos nos hacemos estas mismas preguntas y no logramos encontrar la respuesta.

Es bueno saber que sí hay respuestas.  En general no estamos acostumbrados a poner en blanco y negro todo lo relacionado a nuestras finanzas personales.  Escuchamos mucho sobre la palabra PRESUPUESTO, pero en realidad no le prestamos atención y hacemos todo “a ojo” como dicen.  Aunque pongamos muchas excusas para no hacerlo, es sumamente importante tener un presupuesto para saber donde estamos parados y hacia donde vamos.

Pues aquí les comparto unos consejos que le pueden ayudar a organizar sus finanzas y saber exactamente a donde va su dinero.  No dejes que el dinero te dirija, toma control y dirígelo tú.  No es difícil, solo se necesita un poco de disciplina.

Organízate

Identificar: Lo primero es identificar todos los ingresos y gastos

Categorizar: Cada gasto debe estar identificado por una categoría (hipoteca, auto, compra, utilidades, tarjetas de crédito, comer fuera, etc.). Hay gastos fijos y variables, todos se incluyen.

Fechas: Importante:  Anota las fechas de pago de cada categoría.  ¡Si tienes un período de gracia para pagar, úsalo!

Anotarlo: Crea una tabla en excel por mes que te ayudará a calcular los ingresos, gastos y balances.

Excel

Aquí un ejemplo hipotético de una persona con un sobrante del mes anterior de $200, un ingreso semanal de $350, gastos fijos y variables de $1,323 (incluye $100 ahorro).  Sobrante mes $277.

Evaluar

Una vez tengas toda la información en blanco y negro, evalúas todo.  Vas a ver si los ingresos son suficientes para cubrir todos los gastos. Otra área que se debe evaluar es en qué categoría estás gastando más.

Tomar Acción

Ya tienes una idea de donde estás parado. Ahora vamos a ver cómo puedo hacer para que funcione a mi favor.

Fechas: Las fechas en que recibes tus ingresos y cuando vencen los pagos son de suma importancia.  Utiliza los períodos de gracia que te conceden los préstamos (sin atrasarse).  Ej.  Si tienes hasta el 15 de cada mes para pagar tu hipoteca sin cargos por atraso, haz el pago por ejemplo el día 14 y así, por lo general, recibes un ingreso sea por salario, pensión, seguro social, etc., en ese mismo período, que te facilita efectuar el pago sin problema.

Gastos: Evalúa los gastos realizados en el mes por categoría.  Aquí te darás cuenta si se te fue la mano comiendo fuera o en gastos misceláneos lo cual al final del mes afectó tus finanzas.  ¡De ser así, es momento de hacer ajustes!

Proyecta: Prepárate con antelación para los meses siguientes.  Es muy conveniente y ayuda mucho anticipar el presupuesto para los meses siguientes. Como ya sabemos las fechas en que vamos a recibir nuestros ingresos (que generalmente son fijos) y las fechas de pago de los préstamos; esto nos ayudará a separar el dinero necesario para los pagos correspondientes a los próximos meses. ¡Además, es una excelente herramienta para anticipar si puedes hacer algún gasto misceláneo o darte un gustazo!

Ahorros: Llegamos a la parte difícil.  ¿Puedo ahorrar? Luego de evaluar si tus ingresos cubrieron todos tus gastos, vamos a ver si nos podemos pagar a nosotros mismos.  Muchos asesores financieros recomiendan que nos paguemos a nosotros mismos primero.  Esto sería ideal, pero en el mundo real muchas veces no se puede porque no nos sobraría el dinero para cubrir nuestros compromisos.

A pesar de esto, vamos a ver si podemos ahorrar, aunque sea algo para nosotros.  No tiene que ser una cantidad grande, lo que podamos es bueno, simplemente tenemos que empezar por algún lugar.

Se recomienda tener una cuenta separada para esto donde no tengamos la tentación de utilizarlo a menos que sea una emergencia verdadera.

Invertir: Una vez hayamos identificado si podemos ahorrar, vamos a hacer que nuestro dinero crezca.  Esto se conoce como INVERSIONES. ¡Pero de esto hablaremos en otro momento!

¡Lo importante ahora es que diste el primer paso para organizar tus finanzas!  No te desanimes, tú lo puedes lograr.  Te advierto que esto, como todo en la vida, no se logra de la noche a la mañana.  Toma tiempo, disciplina y monitoreo constante; pero te aseguro que funciona y verás como por fin logras la libertad financiera que todos añoramos.  Éxito y hasta la próxima….

Asesores Financieros

Dejar comentario